¿Qué son los préstamos personales sin vinculación?

Deje su opinión:

Publicado el 11 julio 2016 por TopBanco.com

Antes de analizar qué son los préstamos personales sin vinculación, hay que prestar atención a la definición de lo que es un  préstamo personal, ya que se trata de un producto bancario, que permite al usuario o cliente, recibir un dinero o capital de una entidad bancaria, aunque a cambio de ello tendrá que devolver ese importe, más los intereses que se correspondan, todo ello unido en una cuota mensual, que será abonada por el solicitante de la financiación, hasta la finalización de las cuotas fijadas en los términos y condiciones de su contrato.

préstamos personales sin vinculación

Este producto que las entidades ofertan a sus clientes, presenta una serie de características, entre las que se encuentran que suelen destinarse a la compra de bienes de consumo (coche,vacaciones,estudios,…), no siendo por un importe demasiado elevado, además que el cliente debe de responder de las obligaciones que surgen de este contrato, entre las que se incluye la devolución del capital e intereses   que surgen de esta operación, teniendo en cuenta que estos préstamos suelen llevar consigo menos requisitos importantes, por lo que no se solicitará aval o garantía, facilitando con ello el acceso de una manera más rápida a los interesados en este tipo de productos, altamente demandados en el mercado financiero.

Que es la vinculación al pedir Créditos y Préstamos

Uno de los aspecto que el usuario debe de vigilar es la vinculación que se exige, cuando se lleva a cabo este tipo de operaciones, porque aunque nos va permitir disfrutar de condiciones más ventajosas, también habrá que tener en cuenta los productos que hay que vincular, ya que en el mayoría de los casos, se suelen ofrecen tarjetas de crédito o débito, seguros, planesde Pensiones…,productos que en algunos casos no son necesarios y que al final suponen un coste, en ocasiones no el primer año, pero sí el resto, por lo que tendremos que continuar con ellos, hasta el vencimiento del préstamo que tenemos contratado con la entidad, lo que va a suponer un encarecimiento del propio producto, por lo que antes de seleccionar cualquier préstamo debemos de prestar mucha atención a lo que nos piden en la entidad, para poder acceder al préstamo.

Antes de presentar la solicitud del préstamo en cualquier entidad bien sea un Banco o una financiera, es conveniente hacer sus propios cálculos de lo que pagaría cada mes haciendo varios supuestos de cantidad, plazo a devolver el dinero y tipo de interés estimado que nos puede cobrar el banco. Esta operación la puede hacer de forma sencilla utilizando algunos de los simuladores de préstamos que existen en la red como este que le mostramos en nuestra web en esta calculadora de letras de Préstamos donde puede hacer todas las simulaciones que necesite de una forma fácil y rápida.

Documentos necesarios para pedir un Préstamo

En la mayoría de los préstamos que se conceden, hay que dejar claro que la entidad financiera, va a solicitar al cliente una serie de documentación, que harán viable o no la solicitud del préstamo al que quiere acceder, siendo los requisitos más comunes los siguientes:

  • El DNI de los titulares que van a formalizar la operación.
  • La última declaración de la renta.
  • Fotocopia de las últimas nóminas, en la mayoría de los casos se suele pedir las  2 ó 3 últimas.
  • Historial laboral, de la persona que formaliza el préstamo.
  • Si se tuviera alguna propiedad, una nota simple, de las que se tengan.
  • También, cuando se tenga algún otro préstamo abierto, el último recibo de pago de las cuotas que se están pagando.

Está claro que la oferta que actualmente se presenta en el mercado, con los préstamos, hace que haya que hacer un buen estudio para conseguir las mejores condiciones del mercado, y habrá que tener muy en cuenta qué nos solicita la entidad para conseguirlas, sobre todo a la hora de vincularse o no con cada una de las entidades, por lo que prestaremos mucha atención a algunos tips, para conseguir el mejor producto y sobre todo al mejor precio, entre los que podemos encontrar:

  • Solicitud del dinero que necesitemos, ni más ni menos, ya que las cuotas hay que devolverlas y podremos asumirlas de mejor manera.:Los intereses siempre van sumando.
  • Ser cliente de la entidad con la que vamos a realizar la operación de financiación, que podrás facilitarnos el acceso a mejores condiciones, y con ellos una disminución de los costes del préstamo, menos intereses, comisión u otra serie de gastos implícitos.
  • Tener clara la documentación que hay que presentar.
  • Intentar devolver el préstamo firmado, en el menor tiempo posible.Ten en cuenta que cada día que pasa supone un gasto más para el cliente y si la entidad analiza que la devolución se hace en un corto espacio de tiempo, podremos acceder a más financiación con ellos.
  • Puede ser importante la contratación de algún tipo de seguro, para proteger los pagos si surgiera un contratiempo y así poder devolver el capital prestado.
  • Una buena vinculación puede abrirnos más de una puerta, ya que a más productos contratados mejores condiciones podremos obtener.
  • Una garantía o aval, nos proporcionará una mayor seguridad de devolución del préstamo frente la entidad bancaria, lo que hará que el propio banco o caja vea el riesgo de concesión más asumible para ellos, facilitando así la operación a formalizar entre ambas partes.

Préstamos sin vinculación de seguros, tarjetas, planes de pensiones

Aunque es evidente, que desde las entidades financieras lo que se pretende en todo momento es fidelizar al cliente, existen otras alternativas en las que únicamente se accede al producto requerido, en este caso a un préstamo personal, sin necesidad de tener que contratar otros productos, en definitiva sin tener otro tipo de vinculación con la entidad, únicamente la del préstamo contratado, eso sí hay que tener en cuenta que casí el 100% de estos préstamos personales cobran comisiones de apertura, que suele estar en el 1% del importe solicitado, por lo que en algunos casos la mejor oferta suele estar en los que no llevan esta comisión, aunque el interés pueda ser más alto, todo dependerá de lo que el propio cliente necesite para satisfacer sus necesidades, eso sí, también hay que prestar atención a otra serie de comisiones que van dentro del producto, como pueden ser la comisión por estudio de la operación o la comisión por amortización o cancelación anticipada a la fecha fijada en contrato, que también habrá que tener en cuenta a la hora de elegir la mejor opción y sobre todo a la hora de estudiar la vinculación que nos puede exigir la entidad, y que puede que lleve consigo alguna bajada de todos estos gastos que se generan y que son aplicados en las operaciones de financiación.